Sudáfrica en tu propio coche (segunda ruta)

Por: Sonsoles Meana

Sudáfrica es un país maravilloso, bellísimo y muy interesante. Sus increíbles paisajes constituyen una de las imágenes más sugerentes de África. Tiene fantásticos enclaves, incontables secretos que descubrir, toda la fauna inimaginable con la posibilidad de hacer todo tipo de safaris y los más increíbles atardeceres que he visto en mi vida. Si tuviera que elegir un país del que me enamoré desde el primer momento, ese sería Sudáfrica.

Segunda escapada de diez días a Sudáfrica en tu propio coche alquilado y a la aventura.

JOHANESBURGO-PARQUE NACIONAL KRUGER-SANTA LUCÍA-DURBAN-JOHANESBURGO
La segunda ruta que propongo es el itinerario de mi segundo viaje a Sudáfrica. El Kruger fue tan fascinante que quisimos volver con nuestros amigos. Volamos a Johanesburgo con Iberia desde Madrid. Intentamos de nuevo, pisando fuerte el acelerador de nuestro coche alquilado en el mismo aeropuerto, llegar a Nespruit y entrar en el Kruger a dormir pero no nos dio tiempo, nos cerraron la puerta justo al llegar, y tuvimos que buscar de nuevo un sitio para dormir en la ciudad. Mis amigos alucinaban mientras cenábamos escuchando a cientos de miles de ensordecedoras ranas en una guest house de Nespruit.

Aconsejo cinco o seis días recorriendo el Kruger. A mi siempre me han sabido a poco. Me hubiera quedado muchos días más, pero también es cierto que los animales te pueden cansar aunque, ese nunca ha sido mi caso.

Nuestra ruta siguió hasta Durban atravesando Suazilandia y parando en Santa Lucía, una pequeña población para avistar ballenas. Esta parte de las costa siempre ha sido uno de los destinos turísticos más populares de Sudáfrica gracias a sus maravillosas playas de aguas tibias.

Hicimos noche en Santa Lucía durmiendo en una preciosa guest house. Cuando aparcamos el coche, la dueña de la guest house nos dijo que ¡ojo¡ con ir a coger algo al coche por la noche porque merodeaban los guepardos y que a la piscina se acercaban a veces hipopótamos a beber. Creí que nos tomaba el pelo pero a la mañana siguiente en su despacho pude ver unas fotos con los hipos bebiendo en la piscina. En Sudáfrica hay animales donde menos te lo esperas.

DURBAN
Durban es la tercera ciudad más grande de Sudáfrica. En Durban vive una inmensa comunidad india que da color a esta ciudad. Cerca de un millón de hindúes viven aquí. En sus mercados encontrarás entre otras cosas, los mejores currys que puedas imaginar.
No hicimos buceo con tiburones pero, hay en esta costa varios sitios donde es posible. Te meten en una jaula y te bajan al fondo donde los tiburones te rodean. La costa del Índico es maravillosa y Durban es fantástico. Lo ideal al recorrer esta parte del Índico, llegar a Durban y buscar para dormir algún parque o reserva en el camino. También, hay guest houses por todas partes.

La ruta acaba como acabo nuestro viaje, volviendo a Johanesburgo para que nuestros amigos conociesen esta fantástica ciudad. Nos adentramos de nuevo en Soweto, visitamos el museo del Apartheid, recorrimos mercados de artesanos y sobre todo intentamos conocer la vida social y cultural que tiene esta inquietante ciudad.

Viajar por Sudáfrica es algo imposible de olvidar. Además, es muy fácil moverse y recorrerlo sin tener que llevar un viaje organizado.

Sudáfrica engancha.