Montevideo, destino inteligente

Montevideo, la capital de Uruguay, presenta a los viajeros españoles el apasionante viaje de esta ciudad de casi 300 años de historia, un antiguo fuerte fundado por la Corona española, moldeado por sucesivas oleadas de emigración europeas, que avanza hacia la vanguardia y la innovación con el fin de convertirse en una de las primeras capitales de América Latina que aplicará un modelo de Destino Turístico Inteligente.

Montevideo es una vibrante capital, con un clima templado durante la mayor parte del año y una inagotable oferta cultural y gastronómica, que se levanta en la bahía de la ribera del Río de la Plata, al abrigo de verdes colinas y praderas. “Montevideo representa la quintaesencia de la ciudad a escala humana, donde espacios públicos, los paisajes, la tecnología, la movilidad y, por supuesto, el turismo, giran en torno a las personas”, afirma Elizabeth Villalba, directora de la División Turismo de la Intendencia de la capital uruguaya.

Tradición, bohemia y vanguardia en la acogedora capital austral

Casi tres siglos de historia contemplan Montevideo, años en los que la huella de Europa y América Latina ha dejado su impronta en el arte, el teatro, la arquitectura y la gastronomía, en una mezcla cálida, informal y sorprendente, con un particular toque campero y austral.

Los viajeros se enamorarán de la Ciudad Vieja, una antigua fortificación militar española que cuenta con joyas coloniales como la Plaza Independencia y la Peatonal Sarandí, el inicio de un recorrido monumental en el que se pueden disfrutar de un sinfín de museos y galerías, cafés, librerías, anticuarios y tiendas.

Montevideo es también una ciudad musical, en la que vibran los tambores africanos de las comparsas del candombé, el pintoresco carnaval que toma los barrios de la ciudad, sus irónicas y sarcásticas murgas corales, y las melosas notas del tango, el lazo que une esta ciudad con la vecina Buenos Aires, parte importante de su ocio nocturno, en el que la gastronomía tiene un papel muy destacado.

Desde restaurantes de lujo a pequeños cafés, pasando por mercados que dejan el protagonismo al producto, Montevideo es un crisol gastronómico con la carne como estrella de menús basados en recetas tradicionales europeas y locales. Sorprenden sus escenarios llenos de bullicio y sabor, como el Mercado del Puerto, conocido por sus asados, y los coloristas pasillos y puestos del Mercado Agrícola de Montevideo (MAM) con cien años de historia.

Los más futboleros podrán disfrutar de la pasión uruguaya por el balompié, cuyo legado se conserva en el Estadio Centenario y el Museo del Fútbol, templos dedicados a este deporte tan arraigado en la cultura popular de este país.

A media hora de todo

Las dimensiones de Montevideo son uno de sus principales atractivos. Desde el Mirador Panorámico se pueden adivinar las distancias a algunos de los principales puntos de interés de la ciudad como El Cerro, enclave de la Fortaleza General Artigas, personaje fundamental de la historia uruguaya; el antiguo barrio aristocrático de El Prado, convertido en refugio de plantas y flores; y La Rambla de Montevideo, el paseo costero más extenso de América, flanqueado por playas de arena fina y blanca y con 30 kilómetros de espacios dedicados a la práctica del deporte, el paseo y el relax.

Montevideo es “una pequeña gran ciudad que se puede recorrer, de un extremo a otro, en apenas media hora”, apunta la directora de Turismo de Montevideo. Y desde la ciudad, también a 30 minutos de distancia, se pueden explorar las magníficas praderas y chacras, haciendas tradicionales dedicadas a la cría de ganado; o el cinturón de bodegas dedicadas a la producción de tannat, vino tradicional uruguayo.

La situación geográfica de Montevideo también acerca otros destinos uruguayos como Punta del Este, José Ignacio o Colonia; o capitales como Buenos Aires o Sao Paulo, a corta distancia aérea y con varias frecuencias diarias. “La naturaleza y la historia han contenido el crecimiento de la urbe, lo que hemos usado como una ventaja en nuestro objetivo de ser una ciudad sostenible e inteligente, confiando en la tecnología y la innovación como aliados en este proceso”, subraya Villaba.

Un destino inteligente en América Latina con sello español

En 2015, la Intendencia de la ciudad presentó su la Estrategia Montevideo Destino Turístico Inteligente, una ambiciosa hoja de ruta que convertirá a Montevideo en una de las primeras capitales latinas gestionadas como Destino Turístico Inteligente con la ayuda de Mabrian Technologies, una startup española especializada en la inteligencia de datos en turismo.

Mabrian ha creado la columna vertebral del proyecto: un panel de control en tiempo real que, usando inteligencia artificial y gestión de datos mide las percepciones, motivaciones, productos y atracciones favoritas en plataformas online, que comparten viajeros provenientes de los 10 principales mercados emisores de la ciudad, que permite analizar y tomar decisiones más eficaces y precisas para la promoción turística de Montevideo.

“Además de esta herramienta, que tiene un rol estratégico en nuestro modelo de destino inteligente, hemos ejecutado otras medidas incluidas en el plan, como la certificación ambiental de las playas urbanas con la SGA- ISO 14001, la adaptación de los espacios públicos con criterios accesibles, la creación de una oficina turística inteligente o la instalación de pantallas táctiles en puntos de interés de la ciudad, que ofrecen información personalizada a los viajeros usando la conexión WiFi de alta velocidad, abierta y gratuita”, explica Elizabeth Villalba, directora de la División Turismo de Montevideo.

A estas medidas se sumarán en el futuro cercano el lanzamiento de la nueva web turística, el relanzamiento de Montevideo como destino de turismo MICE, y un nuevo centro de interpretación en la Ciudad Vieja, que incluirá un sistema de videomapping de la ciudad; entre otras medidas.

Conexiones directas

“La experiencia turística en Montevideo une la tradición, la calidez y el sabor local, personalizando al máximo la experiencia a través de la tecnología”, señala Villalba.

Los turistas españoles son, esencialmente adultos jóvenes, que se sienten atraídos por las playas urbanas y por la oferta cultural, monumental y gastronómica de la ciudad, que gana en la comparación con sus competidores directos.

“Montevideo cuenta con 22 hoteles de tres estrellas, 26 de cuatro estrellas, seis de cinco estrellas, de marcas internacionales como NH Hotels, Hyatt, Hilton o Marriott, y vuelos directos de Iberia y Air Europa que unen Madrid y Montevideo con cinco frecuencias semanales”, afirma Villalba.