Nace el Observatorio Ciudadano de Mariposas Urbanas

El salón de actos de la Facultad de Ciencias Biológicas de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) acogerá este viernes a las 11 horas la presentación del primer Observatorio Ciudadano de Mariposas Urbanas, que con la ayuda de un equipo de personas voluntarias seguirá la evolución de las poblaciones de mariposas en 54 parques y jardines de Barcelona y Madrid.

Francisco José Cabrero Sañudo, profesor de Zoología de la UCM, presentará este proyecto que cuenta con la participación de la Universidad Complutense y que elaborará estrategias para convertir las zonas verdes de las ciudades en oasis de mariposas.

 

Según detalla la UCM a través de un comunicado, en los jardines de Madrid y Barcelona se pueden encontrar hasta 49 especies diferentes de mariposas, pero “no se sabe si sus poblaciones están en aumento o en regresión, ni si ahora hay más o menos especies que hace cinco años”.

 

Por ello, la investigadora Yolanda Melero, del Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales (CREAF), ha impulsado la creación del primer Observatorio Ciudadano de Mariposas Urbanas, bautizado con el nombre de uBMS (del inglés Urban Butterfly Monitoring Scheme).

 

Este observatorio reclutará un mínimo de 40 personas voluntarias en cada una de las dos ciudades con un objetivo común: visitar cada quince días los jardines que les correspondan y anotar tanto las especies como el número de mariposas que ven. En la terminología científica, esto se llama monitorizar y sirve para crear un indicador con el fin de evaluar la calidad de una zona verde en términos de biodiversidad y comprender las razones de ciertas apariciones o extinciones de especies en la ciudad.

 

Para facilitar el trabajo de los voluntarios, han creado una aplicación específica y un grupo de trabajo con personas expertas. Además, se les ofrecerán cursos gratuitos de identificación de mariposas.

 

“Con los datos recogidos se conocerán las poblaciones y especies de mariposas en cada parque y jardín, así como su evolución, y se podrá estudiar cómo les afecta la urbanización, qué plantas favorecen su desarrollo, cuál es el tamaño idóneo de una zona verde y otros muchos factores que permitirán al equipo científico asesorar a los ayuntamientos de Madrid y Barcelona -ambos colaboradores del proyecto- para que sean capaces de crear sus propios oasis de mariposas”, señala la Universidad Complutense.